Estos días no han sido fáciles, al principio de la cuarentena todo se veía prácticamente “fácil” pues todos aseguraban que solamente eran algunos días. En mi opinión, he tenido unos meses fáciles pero dentro de estos han habido días en los que todo se ve horrible para mí y sí, me pongo a llorar. ¿Cómo mejorar tu día?

Para mí es muy importante tener un trabajo interno, es importante conocerme y es por eso que mi terapia no la dejo por nada del mundo. La verdad es que me la vivo (estoy aprendiendo a no hacerlo) estresada. Quiero resolver todo en el instante quiero que nadie me odie, no tener errores y que todo lo que haga sea perfecto. Suena imposible y sí lo es.

Es por eso que entendí una frase que empecé a ver demasiado en redes sociales “Un día a la vez”, exacto, ahí está la clave. Con esto vinieron muchas otras cosas a mi mente por ejemplo, no tengo porque apresurarme en dejar el trabajo de toda la semana hecho, ¿para qué? en lugar de estar viviendo en el rush me encargo de hacer en tiempo lo que hay que hacer. Pero con esto vino mucha culpa en mi y entendí que no necesitas estar ansiosa, estresada, de malas para sentirte productiva.

No es bueno hacerle esto a nuestra mente, me preocupaba tanto que a veces ni me levantaba al baño.

Pero aquí recordaba: Un Día a La Vez.

Parte de mi estrés era por la forma en la que reaccionaba a las situaciones que se me presentaban día a día, pero gracias a mi trabajo de terapia entendí muchas cosas, una de ellas es que es normal la forma en la que reaccionaba porque estaba en mis heridas de la infancia, y es más importante de lo que pensé. Así que ahora, pensaba dos veces las cosas antes de responder. Y la pregunta que siempre venía a mi mente era: ¿por qué en el momento quiero matar a todos y contestarles y ya que pasa tiempo del problema lo analizó y no está tan grave?

Lee también: ¡Qué tengas un día perfecto!

Mi terapeuta me explicó que era completamente normal pero que la buena noticia era que lo estaba haciendo consciente, este trabajo es de todos los días y sin duda ha sido el mejor logro de esta cuarentena. ¡Y no es fácil! Esto lo he complementado con muchas cosas más como un libro que es un clásico “The Subtle Art of Not Giving a Fuck”, para aprender a dejar las cosas fluir. Y obvio, diferentes podcast.

El más reciente que escuché me hizo terminar de entender muchas cosas y hacer aún más presente que mis heridas de la infancia están presentes…ahí entendí que no puedo reaccionar con mi niña interior, tengo que aprender a calmarla y a ver la situación como la adulta que soy.

Self-Care

Todos hablan del amor propio pero muy pocas personas lo entienden. Amor propio para mí es no aparecer en el Zoom de mi familia cuando NO TIENES GANAS. Es pasar horas en mi celular viendo las cuentas de Instagram que me inspiran, admirando a mujeres de muchas partes del mundo. Self-care es ponerme todas las mascarillas que se me antojen, tener tiempo para ver mi series favoritas, tener platicas con mi novio Mau, mis amigas Fer Trueba y Frine.

Amor propio también significa intentar llevar una relación sana con mi mamá y volverme cada día mas cercana a mis hermanas (que a veces también quiero matar). Consentirme también incluye pasar horas abrazada de mis perros, cuidarlas y sacarlas a pasear cuando se puede. Tomar mi vino favorito, hablar por teléfono con Lumi y sobre todo, disfrutar cada momento.

¡Ah! Y claro, hacer shopping online en todas mis tiendas, esto es muy importante para mi, a veces me daba culpa comprar pero ¿saben qué? ¡Trabajo para MI!

Así que hace algunos días que vivimos el temblor, me di cuenta que estaba en paz y eso me dio muchísima felicidad. Porque aunque estaba con mis dos hermanas, Sofia y Ximena, descalzas en la calle cargando a los perros, todas abrazadas, me di cuenta que NO PASABA NADA.

Es normal llegar a sentirnos abrumados estos días, pero ¿les soy honesta? AMO MI CASA porque me ha obligado a trabajar en mí y lo necesitaba para ser mi mejor versión.

Un poco de mi Cuarentena

AMOR PROPIO: Me compré mi perfume favorito
Festejé mi cumpleaños con mi familia (mis flores y pasteles favoritos a la vista)
Pasé horas viendo fotos viejas y encontré mi viaje top con Feri.
Hice ejercicio mientras tuve motivación (ojalá regrese pronto)
Mis hermanas y yo nos volvimos más unidas.
Tengo la fortuna de estar con el mejor hombre del mundo, Mau.
Que me consiente siempre.
Estuve con mi comadrita.
Esterilizaron a mi perrito y TODO SALIÓ BIEN.
¡¡¡VOY A TENER UN NUEVO PRIMO!!!

Y claro me encantaría poner miles de fotos más. Pero ven, vivir un día a la vez tiene muchos beneficios.

@fercabello

#ReginaTeLoCuentaMejor